Cada pensamiento es una semilla que sembramos en nuestra mente, semillas que aportan a nuestra conciencia y por consiguiente al sentido de atracción.

Si amas lo que haces y haces lo que amas, te brinda más probabilidades de sobresalir en todos los aspectos de tu vida personal, laboral y económico.

Ama lo que haces

Si eres un apasionado de lo que haces, entonces no lo sentirás como un trabajo. Permanecerás motivado y entusiasmado. Esa actitud se convertirá contagiosa entre tus compañeros y clientes.

Si te gusta lo que haces, siempre tendrás deseos de hacerlo mejor. Si no te gusta, entonces encontrarás muchas objeciones y pretextos de no hacerlo.

Es fácil saber si una persona ama lo que hace o no, escuchando y observando lo que dice y hace acerca de su trabajo.

Cuando amas lo que haces se demuestra a la gente que te rodea todos los días en la oficina, con la familia y con los amigos.

No distraigas ni confundas a tu mente con dudas, manténla ocupada con pensamiento, palabra y acción, establece como ejercicio de ideas y objetivos. Eso te dará convicción y seguridad de lo que piensas, dices y haces.

Read Previous

Fitness

Read Next

Google Cardboard

Translate Language »
error: Content is protected !!